Crema de zanahoria para el corazón

Nada mejor para calmar el frío y alegrar el corazón que una cremita de zanahoria y apio que me trajo Beto ayer por la noche, hecha por él mismo y con vegetales orgánicos. Me viene a las mil maravillas para alegrarme y terminar mi semana después de varios días de descanso, pues aparte del puente del 20 de noviembre, estos días no fui a trabajar, apenas hasta hoy.

Además de  todo, la cremita venía acompañada por dos libros maravillosos que empezaré a leer hoy mismo: Los naturalistas, que es una edición preciosa con ilustraciones muy padres, y La cadera de Eva.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s